El combustible mantiene la inflación anual en negativo marcando un -0,5% en agosto

Estación de servicio Repsol

Estación de servicio. | Repsol

La tasa anual del Índice de Precios de Consumo (IPC) general en el mes de agosto es del -0,5%, dos décimas por debajo de la registrada el mes anterior. La inflación muestra signo negativo por segundo mes consecutivo. Así lo confirman los datos definitivos publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El grupo con mayor influencia en esta bajada es el transporte, que presenta una tasa del -0,4%, cinco décimas inferior a la del mes anterior. Esta disminución se debe al descenso de los precios de los carburantes y lubricantes, frente al aumento registrado en agosto de 2013.

También destacan los alimentos y bebidas no alcohólicas, que disminuyen su tasa dos décimas, hasta el -2,2%. Pesa el precio de las frutas frescas, cuyos precios se incrementan este mes menos que en 2013, y la estabilidad del precio de la carne de ave, que subió el año pasado. Sin embargo, cabe destacar el aumento de los precios del pescado fresco, mayor que el recogido en 2013.

La vivienda tiene una variación del 0,9%, tres décimas por debajo de la registrada en julio. Este comportamiento es consecuencia de que los precios de la electricidad suben este mes menos de lo que lo hicieron en agosto del año pasado.

La tasa de variación anual de la inflación subyacente (índice general sin alimentos no elaborados ni productos energéticos) se mantiene en el 0,0%, por cuarto mes consecutivo, y se sitúa cinco décimas por encima de la del IPC general.

En agosto la tasa de variación mensual del IPC general es del 0,2%. Los grupos con mayor repercusión positiva en el índice general son la hostelería, con una variación del 0,8% consecuencia, en su mayor parte, de la subida de los precios de los hoteles y otros alojamientos.

La tasa anual del IPC disminuye en todas las comunidades autónomas, a excepción de Comunidad de Madrid (se mantiene en el -0,3%) y la Comunidad Foral de Navarra (sube dos décimas hasta el -0,8%).

Los mayores descensos se producen en Canarias (-0,7%) y La Rioja (-0,7%), con disminuciones de tres décimas.