El Congreso da la aprobación definitiva a la reforma fiscal impulsada por el Ejecutivo

Congreso de los diputados

Congreso de los diputados. | Congreso

El Congreso de los Diputados ha aprobado este jueves las enmiendas incorporadas en el Senado a la reforma fiscal con lo que se pone fin a la tramitación parlamentaria de la misma. La reforma tributaria, que ha sido modificada en el Congreso y el Senado gracias a la aportación de los grupos parlamentarios, incorpora un conjunto de medidas con el objetivo de, según el Gobierno, impulsar el crecimiento económico, la creación de empleo y la competitividad empresarial.

El texto incluye una rebaja de la carga fiscal para unos 20 millones de contribuyentes (según cálculos oficiales), se simplifican y modernizan los principales tributos para hacerlos más justos y equitativos a la vez que se favorece el ahorro, la inversión y se incentiva la lucha contra el fraude. El Gobierno pondrá, así, en manos de los contribuyentes 9.000 millones de euros en dos años, que harán posible un crecimiento adicional del PIB del 0,55%.

La reforma fiscal, aprobada este jueves definitivamente por las Cortes, entrará en vigor el próximo mes de enero. Está estructurada en tres proyectos de ley, relativos a la reforma del IRPF y el Impuesto sobre la Renta de no Residentes, reforma del Impuesto sobre Sociedades, y modificación del IVA, del Régimen Económico Fiscal de Canarias y de la Ley por la que se Establecen determinadas Medidas en materia de Fiscalidad Medioambiental.

La reforma tributaria supondrá, en el caso del IRPF, una importante rebaja de la carga fiscal, según el Ejecutivo. El número de tramos se reduce de siete a cinco. El tipo mínimo pasa del 24,75% al 20%, en 2015, y al 19%, en 2016. El tipo máximo de gravamen pasa del 52% al 47%, en 2015, y al 45%, en 2016.

Como consecuencia de la bajada de las retenciones, 20 millones de contribuyentes contarán cada mes con más renta disponible desde enero de 2015. La rebaja media será del 12,5%.

La reforma está especialmente diseñada, según el Gobierno, para beneficiar a los contribuyentes con rentas bajas y medias. Los asalariados que ganen menos de 12.000 euros al año (mileuristas) dispondrán de su sueldo íntegro a partir del año que viene, ya que dejarán de tributar. El 72% de los declarantes, que cuentan con rentas inferiores a 24.000 euros al año, contarán con una rebaja media en el IRPF será del 23,5%. La rebaja media será del 19,3% para los contribuyentes con una renta inferior a 30.000 euros. Un total de 1,6 millones de contribuyentes dejarán de tributar.

La reforma introduce un fuerte aumento de los mínimos familiares en el IRPF, de hasta el 32%, y tres nuevos 'impuestos negativos' o categorías de beneficios sociales para familias y personas con discapacidad. Operarán para familias con hijos dependientes con discapacidad, familias con ascendientes dependientes y familias numerosas (3 o más hijos o con 2 hijos y uno discapacitado).

En cada uno de los casos recibirán 1.200 euros anuales, que se podrán recibir de forma anticipada a razón de 100 euros mensuales. Estos 'impuestos negativos' son acumulables entre sí y al actual de igual cuantía (100 euros mensuales) que perciben las madres trabajadoras con hijos menores de tres años. Unas 750.000 familias se podrán beneficiar de la aplicación de estos nuevos 'impuestos negativos'.

Plaza Financiera
Plaza Financiera
Plaza Financiera nos acerca una mirada independiente sobre el mercado, la economía en palabras sencillas, la política sin partidismos y las tendencias que están modificando nuestra sociedad.