El Tesoro busca aliviar la financiación de la deuda con un canje de bonos

Monedas de un euro

Monedas de un euro. | Banco de España

Los intereses que exige el mercado al bono español están en mínimos. La prima de riesgo está pulverizada. Sin duda es un buen momento para endeudarse. Y el Tesoro Público lo sabe. Por ello intentará canjear bonos que vencen en 2015 por otros a diez años.

¿Qué busca el tesoro con este canje de deuda? Primero y principal, abaratar la financiación. Y además posterga vencimientos inminentes, haciendo más llevadero el cumplir con las obligaciones del año próximo, y quizás también obviando alguna emisión prevista.

El Tesoro ha anunciado este miércoles la "emisión de Obligaciones del Estado a diez años mediante el procedimiento de sindicación y la amortización mediante canje voluntario". El volumen de la operación está en torno a las 56.600 millones de euros.

Los precios finales y la rentabilidad que pagarán los nuevos instrumentos dependerán del éxito del canje. Es decir, dependerá de la demanda, sobre todo teniendo en cuenta que quienes pueden participar de este canje voluntario son quienes ya tienen deuda pública en sus manos.

Plaza Financiera
Plaza Financiera
Plaza Financiera nos acerca una mirada independiente sobre el mercado, la economía en palabras sencillas, la política sin partidismos y las tendencias que están modificando nuestra sociedad.