Propuesta de España y Portugal para garantizar las interconexiones energéticas

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el primer ministro portugués, Pedro Passos Coelho, han presidido la XXVII Cumbre Luso-Española, tercera celebrada desde que encabezan sus respectivos Gobiernos y que ha tenido lugar en Vidago, Portugal.

En una rueda de prensa conjunta, el jefe del Ejecutivo español ha explicado que han intercambiado puntos de vista sobre la situación económica en España y Portugal y han analizado las prioridades para la Unión Europea (UE) en los próximos cinco años, que quedan recogidas en la Declaración Conjunta de la Cumbre.

Mariano Rajoy y Pedro Passos Coelho en la XXVII Cumbre Luso-Española

Mariano Rajoy y Pedro Passos Coelho en la XXVII Cumbre Luso-Española | Pool Moncloa

Mariano Rajoy ha enfatizado que "es básico el desarrollo de una auténtica política energética que asegure el suministro de la UE a precios asequibles para empresas y familias como fundamento para el cumplimiento de los objetivos climáticos de la Unión, para garantizar la seguridad energética de Europa y para asegurar la competitividad de nuestras industrias".

Tanto Mariano Rajoy como Pedro Passos han anunciado que presentarán un documento conjunto en el próximo Consejo Europeo de junio con el fin de que se refuercen las interconexiones energéticas y se ponga fin al aislamiento de España y Portugal en esta materia. "El primer e imprescindible paso es garantizar que no existan islas energéticas como todavía lo es la Península Ibérica", ha dicho el presidente español.

El presidente del Gobierno ha señalado como otra prioridad básica fijar una "verdadera política de inmigración común" que sea más solidaria con los Estados miembros que mayor presión migratoria soportan y regule los flujos a través del diálogo y la cooperación con los países de origen y tránsito.

A juicio de Rajoy, también es capital que todos los países de la Unión Europea desplieguen los esfuerzos necesarios para que el crédito vuelva a las empresas y a las familias y para acelerar el impacto positivo de las reformas estructurales efectuadas a nivel nacional.

El presidente considera necesario profundizar en el mercado único como pilar fundamental del crecimiento económico, garantía de prosperidad y de mantenimiento de elevados niveles de bienestar. Asimismo, ha expresado la necesidad de que la UE concluya "los ambiciosos acuerdos comerciales y de inversiones que está negociando tanto con Estados Unidos como con Mercosur".

En su intervención, el presidente del Gobierno ha señalado que, además de los esfuerzos nacionales, "todas sus instituciones pueden y deben hacer más, mejor y más rápido" para salir más fuertes de "esta grave crisis" y con bases más sólidas para asegurar el crecimiento sostenido y estable y la creación de empleo. "Queremos que la UE y sus instituciones, que ahora renovamos, se centren en políticas positivas, en medidas que importen y tengan impacto positivo sobre nuestros ciudadanos", ha añadido.

Por otra parte, Mariano Rajoy ha retirado su más sincera felicitación al Gobierno y a los ciudadanos portugueses por "la salida limpia" del Programa de Asistencia Económica y Financiera. "No sólo ha asegurado la estabilidad de Portugal y su vuelta serena a los mercados sino que ha contribuido decisivamente a la estabilidad de toda la Unión Europea", ha dicho.

Plaza Financiera
Plaza Financiera
Plaza Financiera nos acerca una mirada independiente sobre el mercado, la economía en palabras sencillas, la política sin partidismos y las tendencias que están modificando nuestra sociedad.