El Tribunal de Justicia de la UE confirma la multa de 150 millones a Telefónica

Audiencia en el Tribunal de Justicia de la UE

Audiencia en el Tribunal de Justicia de la UE. | TJUE

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha desestimado este jueves el recurso de casación de Telefónica de España por abuso de posición dominante en el mercado español de acceso a internet de banda ancha. La multa de cerca de 152 millones de euros impuesta por la Comisión y confirmada por el Tribunal General permanece inalterada.

El Derecho de la Unión prohíbe a las empresas explotar abusivamente una posición dominante en el mercado interior o en una parte sustancial del mismo, en la medida en que pueda afectar al comercio entre los Estados miembros.

A raíz de una denuncia la Comisión declaró que Telefónica había abusado de su posición dominante durante el período comprendido entre septiembre de 2001 y diciembre de 2006, al imponer a sus competidores precios no equitativos en forma de un estrechamiento de márgenes entre los precios minoristas de acceso de banda ancha en el mercado español de los consumidores en general y los precios mayoristas de acceso de banda ancha a escala regional y nacional.

La Comisión consideró que se trataba de un abuso característico por parte de una empresa que ocupa una posición "virtualmente monopolística", abuso que debía calificarse de "muy grave". En consecuencia, impuso a Telefónica una multa de 151.875.000 euros.

Telefónica recurrió la Decisión de la Comisión ante el Tribunal General. Este desestimó este recurso. A continuación, Telefónica recurrió en casación la sentencia del Tribunal General ante el Tribunal de Justicia.

Mediante su sentencia dictada este jueves, el Tribunal de Justicia desestima en su totalidad el recurso de casación de Telefónica. Por lo tanto, la multa de 151.875.000 euros impuesta por la Comisión y confirmada por el Tribunal General permanece inalterada.

El Tribunal de Justicia comienza señalando que el Tribunal General llevó a cabo un control en profundidad de la Decisión de la Comisión a la luz de los motivos invocados por Telefónica, cumpliendo de este modo los requisitos del control de plena jurisdicción.

El Tribunal de Justicia señala igualmente que, según comprobó el Tribunal General, la Comisión demostró la existencia de efectos contrarios a la competencia potenciales que pueden sacar del mercado a competidores al menos tan eficientes como Telefónica, lo que basta para demostrar el carácter abusivo de la práctica de compresión de márgenes.

En cuanto a la alegación de Telefónica de que ésta no pudo prever razonablemente la interpretación del Derecho de la Unión que hizo la Comisión en lo que respecta a las condiciones de aplicación de ese Derecho a las prácticas de compresión de márgenes, el Tribunal de Justicia observa que esta interpretación era razonablemente previsible en el momento en que se cometió la infracción.

Por último, el Tribunal de Justicia afirma que el Tribunal General no incurrió en error de Derecho al declarar que el hecho de que el mercado geográfico de referencia esté limitado al territorio español no impide que la infracción pueda ser calificada de "muy grave". La calificación de una infracción de "grave" o "muy grave" no sólo depende de la dimensión del mercado geográfico de referencia, sino también de otros criterios que caracterizan a la infracción.

El Tribunal de Justicia estima además que la decisión de la Comisión estaba suficientemente motivada, que no se violó el principio de igualdad de trato y que Telefónica no ha demostrado en qué medida el importe inicial de 90 millones de euros fijado por la Comisión en su Decisión era excesivo hasta el punto de resultar desproporcionado.

 

Plaza Financiera
Plaza Financiera
Plaza Financiera nos acerca una mirada independiente sobre el mercado, la economía en palabras sencillas, la política sin partidismos y las tendencias que están modificando nuestra sociedad.