Mas sigue adelante con un 9-N diferente que lo separa de sus hasta ahora socios de ERC

Artur Mas. | Generalitat de Catalunya

Artur Mas. | Generalitat de Catalunya

Artur Mas busca una salida al laberinto en que se encuentra la consulta soberanista del 9-N. Tras continuas reuniones con los demás líderes nacionalistas el presidente catalán ha comparecido para afirmar que "todo el mundo sabía" que esa fecha no era el punto final ya que la "consulta definitiva", según ha explicado, serán unos comicios plebiscitarios.

Mas ha asegurado que a pesar de la decisión del Tribunal Constitucional y las diferencias de criterio con los demás partidos que apoyan el 9-N se siente con la fuerza necesaria para "consultar al pueblo de Cataluña".

Pero, ¿qué quiere decir exactamente Mas? Su salida, no compartida por ERC, es seguir adelante con el 9-N, pero no dentro del marco de la normativa suspendida por el TC. Es decir, que sería una consulta alternativa, por llamarla de alguna manera. Y además, quiere convocar a elecciones "plebiscitarias" en las que haya una única lista soberanista, que representaría la opción independentista del fallido 9-N.

El tema es que ERC sólo aceptaría formar una única lista si es para, apenas asuma el nuevo Govern, declarar unilateralmente la independencia de Cataluña.

"La consulta definitiva, con plenas y totales garantías, solo se podrá hacer a través de elecciones que los partidos transformen en un referéndum de facto", ha explicado Mas. Allí articularía, en una "lista conjunta", un "programa conjunto", ha agregado. "Es la única forma que nos queda de hacer una consulta definitiva", ha admitido.

El propio Mas ha admitido que esta idea no cuenta con el apoyo de ERC. El presidente de la Generalitat ha matizado que siguen "adelante pero no tan juntos como hace unos días".

Para la consulta sui generis o alternativa del 9-N, de realizarse, "habrá mesas, habrá urnas y habrá papeletas". "Movilizaremos a más de 20.000 voluntarios para las mesas y los locales", ha anunciado Mas.

El Govern cuenta además con la colaboración de distintas entidades y de los ayuntamientos. El en lugar de una elección al uso será, en palabras de Mas, un "proceso de participación".

El jefe del Govern no ha querido adelantar que pasos seguirá si el Gobierno central impugna también el "proceso de consulta". Lo que sí ha dejado en claro es que no utilizará la normativa impugnada sino que se hará dentro del marco legal preexistente.

Plaza Financiera
Plaza Financiera
Plaza Financiera nos acerca una mirada independiente sobre el mercado, la economía en palabras sencillas, la política sin partidismos y las tendencias que están modificando nuestra sociedad.