Francos suizos

En agosto de 2011 hubo una corrida especulativa buscando refugio en el franco suizo y el par EUR/CHF se cayó a la paridad, lo que también se debió –por supuesto– a cuestiones técnicas. Poco después de ese mínimo (horas después), intervino rápidamente el Banco Nacional de Suiza (BNS) y fijó un suelo en 1,20 frente a su principal socio comercial. Estuvimos por encima de ese nivel por mucho tiempo, lo que garantizó una serie de coberturas beneficiosas por toda Europa pero también una situación “no sustentable” en el tiempo que literalmente explotó este jueves 15 de enero de 2015. La historia detrás de “los por qué” es muy simple aunque hoy todos se rasguen las vestiduras y parezcan increíblemente asombrados.

Imagina que continuamente alguien va a cambiar un kilo de oro y recibe a cambio un kilo de plata (que por si no lo sabes, vale mucho menos), y lo hace una y otra vez… ¿qué tonto verdad? cualquiera se daría cuenta que hay gato encerrado. Era menos obvio en el caso del franco suizo, por supuesto, pero con el ejemplo nos entendemos todos, a que sí.

Esa idiotez de cambiar francos por euros “a muerte”, es lo que ha estado haciendo el BNS desde que intervino en 2011 de esa forma “no sustentable” que indicamos.

Ello por supuesto, le llevaba a pérdidas que no ayudaban a ensanchar su balance gracias a ese penoso carry trade digno de un principiante en el mercado de divisas. Con la depreciación del euro, el balance en realidad se iba achicando.

Por suerte, ganaban con otro tipo de operaciones principalment especulativas, las normales que siempre hicieron aunque el BNS era el que vendía oro a 300 U$S y compraba oro a 1.800 U$S (ahora en U$S 1.200). No son precisamente lumbreras a pesar de ser suizos, banqueros y muy puntuales.

De seguir con esa política monetaria absurda, se podrían haber puesto incluso en situación de insolvencia técnica. Era claro que el euro se iba a devaluar contra el franco en términos reales sin perjuicio de hacerlo el euro contra el dólar por supuesto, lo que el tipo de cambio nominal (ese que sigues en el móvil) tarde o temprano terminaría ajustando.

El euro se devaluó de 1,40 en mayo de 2014 llegando a tocar el 1,14 a enero de 2015 (este viernes 16).

El BNS no es un banco estatal, es una entidad mixta que cotiza en la bolsa Suiza. Es un “special-statute joint-stock company”. Su nombre en bolsa es Schweizerische Nationalbank (SNBN:SW).

Los objetivos del BNS son la estabilidad de precios, la inflación y encontrar un objetivo de los tipos de interés tomando como referencia el libor a 3 meses. Pero posiblemente y desde hace tiempo, no hace bien ninguna de las tres cosas. La marca Suiza no es como la marca España y tiene otro halo, por lo que los chanchullos huelen solo tiempo después.

Zurich¿No has ido a Suiza? Hace un tiempo tuve el placer de ir, ahí me tienes en una foto en Zurich para ponernos cara. Fotogénico no soy, pero vale mi humilde testimonio de primera mano.

Es un lugar hermoso, por lo menos en una época de no mucho frío.

Y como a mi me gusta esto de los precios, pues vi un poco de esto y un poco de aquello. Es normal cuando se viaja no encontrar los mismos precios que en tu país. Normalmente al cambio y sin comisiones, encontrarás un 10% más o menos en algunos productos con mayor o menor gravamen impositivo en un lugar que en otro, etc. Pero los precios de casi cualquier artículo de consumo o uso corriente, por lo menos en Zurich, eran desproporcionadamente altos. La vestimenta el triple, una hamburguesa en un McDonald´s más del doble, etc., etc., lo que si bien no era ni es novedad, no por ello es normal o “sustentable”.

Por supuesto, estimados suizos, no os quejéis de la deflación que tenéis ya que en términos relativos toda vuestra economía está “muy cara” y no por mejor o peor, ya que un McDonald´s en España es exactamente igual al vuestro.

Y la deflación junto a su éxito exportador son unos de los factores principales que hacen a un franco suizo fuerte. Al tener precios relativos altos, hay fuerzas que los harán equiparar en su entorno, ese entorno llamado Europa. Vamos hacia esa convergencia por esas cosas de la vida que se dan en llamar “globalización”.

Tarde o temprano, todo vale lo mismo en todas partes, con más o menos impuestos y sólo dependiendo del valor agregado al producto como su transporte hasta la zona de consumo por ejemplo.

Ahora bien … ¿dónde estaríamos hoy si el BNS no hubiera fijado un precio artificial de 1,20 en 2011? Pues os garantizo que en el mismo lugar en el que nos encontramos hoy.

Lo que ocurrió el 15 de enero de 2015 sólo comprimió el movimiento de más de tres años del precio del par en un instante y por ello la sacudida. Es algo que dijimos que sucedería ya hace tiempo, sólo con aplicar sentido común.

Lo adelantamos ya en 2013 en este artículo titulado “El futuro de la intervención” enfocado principalmente a las hipotecas multidivisa pero válido para todo lo que tenga que ver con el franco suizo.

Allí indicamos que ya en ese año el franco suizo era la moneda más barata de entre todas las importantes (EUR, USD, GBP, JPY).

Dicho de otra forma, era un chollo comprar francos a pesar que “los expertos” recomendaban estar cortos frente al franco, es decir, largos en el par EUR/CHF.

Pero era de esperar que finalmente se obtendría la ganancia que se obtuvo este 15 de enero, cuando el franco suizo llegó a apreciarse casi un 50% respecto del euro en solo 16 minutos.

Remarcamos en 2013 como certeza que “Existe el peligro de una gran apreciación cuando el EUR/CHF deje de estar intervenido, lo que no van a comunicar con antelación suficiente ni mucho menos, y será un hecho absolutamente sorpresivo“. En el artículo citado puede verse además, varios gráficos que ya entonces fundamentaban la posición.

La apreciación súbita del franco le ha ocasionado una pérdida de 60 mil millones de francos al propio BNS (billones de los norteamericanos).

Pero principalmente (porque el BNS se lo merece por tonto), ha arruinado a centenares de miles de personas y entidades endeudados en francos suizos que han sido estafados.

También han temblado bancos enteros expuestos a la divisa y pudieron además verse afectados brokers de divisas varios ante un acontecimiento de difícil cobertura. La lista podría continuar pero valen los ejemplos de sobra.

Por ello, este gráfico semanal del EUR/CHF a cierre europeo del jueves 15 de enero de 2015, es el gráfico del fracaso del Banco Nacional de Suiza, el fracaso de un grande que nos hace tener miedo a los más pequeños y que también adelanta el fracaso de todos y cada uno de los bancos centrales.

Es cuestión de tiempo, uno hacia el que hay una cuenta regresiva aunque no sepamos cuando se para la aguja.

Vienen tiempos complicados, no pretendáis ser más listo que el hambre, son tiempos en los que es más fácil perder que ganar.

Gráfico del franco suizo

Histórico del euro frente al franco suizo

Fernando Damián
Fernando Damián
Fernando Damián | Analista técnico de bolsa y divisas, especulador profesional en los mercados financieros y licenciado en derecho. Director de Plaza Financiera. Y lo más importante: Esposo de Solange y papá de Donatella.