La crisis se ‘come’ más de 46.000 millones de ingresos fiscales según el Banco de España

Banco de España. | Mathieu Marquer (CC BY-SA 2.0)

Banco de España. | Mathieu Marquer (CC BY-SA 2.0)

La crisis económica ha tenido un impacto muy negativo sobre los ingresos fiscales, dado que la caída de la recaudación impositiva entre 2007 y 2013 se ha situado en 46.851 millones de euros, o lo que es lo mismo, el 3,4% del PIB, según un estudio del Banco de España titulado ‘Estructura impositiva y capacidad recaudatoria en España: un análisis comparado con la UE’.

Así, España pasó de recaudar algo más de 433.000 millones de euros en 2007, el año previo a la crisis económica, a ingresar 386.350 en 2013, lo que implica una caída acumulada de los ingresos impositivos del 11%, pese a que durante los años de la crisis se adoptaron incrementos de impuestos que generaron un incremento de la recaudación estimado en alrededor de 2,7 puntos del PIB.

Si se elimina el impacto de estos aumentos de impuestos, la reducción de ingresos impositivos en el periodo 2007-2013 alcanzaría el 17%, es decir una caída de seis puntos del PIB en siete años.

El Banco de España destaca que dos figuras impositivas han tenido una evolución particularmente negativa durante la crisis. En concreto, el Impuesto sobre Sociedades y el IVA, cuya recaudación neta se redujo un 2,5% y un 1,7%, respectivamente. En cambio, la caída de ingresos del IRPF y de las cotizaciones sociales en términos de PIB han sido más reducidas.

El Banco de España indica que en el caso del IVA, sin embargo, los distintos incrementos impositivos aprobados han tenido un impacto sobre la recaudación del alrededor de 1,8 puntos del PIB, de forma que la recaudación observada del IVA habría aumentado un 0,1% del PIB.

A la vista de estos datos, la autoridad monetaria indica que se observa una concentración de la reducción de los ingresos fiscales en aquellas figuras tributarias que dependen de la evolución de los beneficios empresariales (Impuesto de Sociedades), del consumo (IVA e impuestos especiales) y del mercado de la vivienda (IVA y Transmisiones Patrimoniales), variables que han mostrado una evolución “especialmente negativa” durante la crisis económica.

Ingresos extra por el boom inmobiliario

Igualmente, advierte de que durante estos años de recesión económica se ha producido un “hundimiento” de la recaudación tributaria que se encuentra asociada a la desaparición de los ingresos extraordinarios acumulados en la etapa previa de expansión y que se relacionan en particular con la ‘burbuja inmobiliaria‘ y la fuerte caída de los beneficios empresariales y de la demanda interna.

“Este análisis debe ser tenido en cuenta de cara a la proyección de la evolución futura de los ingresos impositivos en España”, señala el organismo presidido por Luis María Linde, que añade que aunque puede esperarse una mejora de la recaudación en paralelo a la recuperación económica, debe descartarse la recuperación de los ingresos extraordinarios ligados al ‘boom’ previo a la crisis.