Viviendas, Santa Cruz de Tenerife

Barrio García Escámez, Santa Cruz de Tenerife | Jose Mesa

El precio de la vivienda usada se situó en 1.511 euros por metro cuadrado en junio, lo que supone un 3% menos frente a diciembre de 2014 y del 6,1% si se compara con el mes de junio de 2014, según pisos.com.

El director general de pisos.com, Salvador Alemany, indica que, a pesar de que la estadística sigue reflejando caídas, “los ajustes se van difuminando” a medida que se desciende a los mercados locales, para dar paso a repuntes allí donde la oferta es más limitada.

En términos de demanda, precisa que el foco de atención se fija ahora en perfiles que hasta ahora veían el alquiler como única alternativa, pero que están viendo que su situación laboral se estabilizar y que el precio es más accesible, por lo que están valorando de nuevo la opción de ser propietarios.

Otro signo de “normalización” en el sector es, según Alemany, la vuelta las compras sobre plano, gracias a que se está volviendo a generar confianza en el sector. “Las malas prácticas acabaron con las ilusiones de muchas familias, pero ahora la promoción ha ganado en seguridad y en capacidad de compromiso”, explica Alemany.

El precio sólo sube en Canarias y Madrid

Por otro lado, pisos.com precisa que las únicas comunidades autónomas que experimentan subidas de precios en el primer semestre del año son Canarias (1,26%) y Madrid (0,71%).

Por el contrario, los ajustes más intensos se localizaron en Murcia (-8,1%), Castilla-La Mancha (-7%) y Comunidad Valenciana (-5,8%). La región más cara en junio de 2015 fue el País Vasco, con 2.849 euros por metro cuadrado, mientras que las más barata fue Castilla-La Mancha, con 948 euros por metro cuadrado.