El BCE estaría estudiando tres formas de articular la compra de deuda soberana

Mario Draghi. │ BCE

Mario Draghi. │ BCE

El Banco Central Europeo (BCE) está estudiando tres posibles opciones para comprar bonos gubernamentales antes de su reunión de política monetaria del próximo 22 de enero, según el diario holandés ‘Het Financieele Dagblad’, que cita fuentes son identificar.

Mientras crecen los temores de que el petróleo más barato pueda provocar deflación en la zona euro, también abundan las especulaciones de que el BCE revelará planes de compras masivas de bonos soberanos de la unión monetaria, conocida como flexibilización cuantitativa, este mismo mes.

Según el diario, una opción que consideran los funcionarios es inyectar dinero en el sistema financiero haciendo que el BCE compre directamente bonos gubernamentales en una cantidad proporcional a las tenencias de determinado Estado en el banco central.

Una segunda alternativa es que el BCE compre bonos gubernamentales exclusivamente con calificación “triple A”, haciendo bajar sus rendimientos hacia 0% o incluso a territorio negativo. La esperanza es que esto lleve a los inversores a comprar deuda soberana y corporativa con mayor riesgo.

La tercera opción es similar a la primera pero en este caso los bancos centrales de cada país harían las compras, lo que significa que el riesgo “en principio” quedaría en el país en cuestión.

El BCE ha rehusado comentar esta información aunque parece ser coherente con los comentarios que hizo el economista jefe del BCE, Peter Praet, a un diario alemán la semana pasada.