La deuda de la banca española con el BCE inicia 2015 estable, tras cuatro meses de caídas consecutivas

The Euro Monument

The Euro Monument | Lou

La deuda de las entidades españolas con el Banco Central Europeo (BCE) ha arrancado 2015 estabilizada en niveles mínimos desde enero de 2012, en los 141.490 millones de euros, si bien se ha anotado un ligero repunte respecto a diciembre de 2014 (+0,10%) y ha frenado una tendencia de cuatro meses consecutivos a la baja, según los datos provisionales publicados este viernes por el Banco de España.

Aún así, la deuda de la banca con el organismo que preside Mario Draghi mantiene la caída en tasa interanual iniciada hace más de un año. De este modo, se ha reducido en 47.306 millones en el último año, con un descenso del 25%.

La deuda de las entidades financieras se incrementó en casi 80.000 millones de euros en marzo de 2012 y superó los 200.000 millones. Ahora se sitúa claramente por debajo de esta barrera y muy lejos del máximo de 388.736 millones registrado en agosto de 2012.

Este importe es el saldo vivo que las entidades residentes en España aún tienen pendiente de devolver al instituto emisor europeo como consecuencia de la financiación que el organismo les ha concedido previamente.

Pese al ligero repunte, la parte que representa esta financiación neta de la banca española respecto al total del Eurosistema ha vuelto a bajar en enero al 26,8% del total, frente al 27,9% que suponía en diciembre. Este porcentaje se aleja cada vez más del 80% que llegó a superar antes del rescate bancario.

Esta caída en el porcentaje que supone la deuda española sobre el total del Eurosistema se explica sobre todo por el incremento del importe de la deuda de las entidades que operan en la Eurozona con el BCE, que se elevó un 4,3% respecto al mes precedente, hasta los 527.989 millones.

Por otro lado, la banca española mantuvo en un nivel bajo el dinero que tenía aparcado en enero, aunque pasó de 285 millones en diciembre a 436 millones en el primer mes de este año. El BCE cobra por primera vez en la historia a los bancos por guardar su dinero.

El tipo de interés aplicable a la facilidad de depósito del BCE se sitúa en el -0,20%. Sin embargo, el conjunto de las entidades del Eurosistema elevó su ‘hucha’ en el organismo presidido por Draghi, con un total depositado de 57.899 millones, un 69% más que el mes anterior.