La oposición critica en bloque a Guindos por incluir en el decreto de segunda oportunidad medidas inconexas

Luis de Guindos

Luis de Guindos | EUROPA PRESS

Los grupos de la oposición del Congreso de los Diputados han criticado en bloque al Gobierno por aprovechar el decreto ley de segunda oportunidad, con el que pretende ofrecer una posibilidad a las personas físicas y pymes sobreendeudadas de buena fe para que puedan retornar a la economía productiva, para incluir una serie de medidas inconexas negando la negociación y el consenso a las Cámaras.

En concreto, el portavoz adjunto de la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas del PSOE, Manuel de la Rocha, ha denunciado que haya que votar en bloque medidas tan diferentes como la eliminación de las tasas judiciales y la segunda oportunidad, lo que llevará al principal partido de la oposición a abstenerse en la votación. Así, ha pedido al Gobierno que tramite la norma como proyecto de ley para corregir algunos “agujeros negros”.

Según De la Rocha, el PSOE comparte algunas de las medidas del decreto, como la forma legal que se le da al acuerdo alcanzado con los representantes de los funcionarios para constituir mesas de negociación específicas en los ámbitos de la Salud, la Educación y la Justicia o los cambios en la renta agraria, pero ve “insuficientes” el resto. Además de la segunda oportunidad, ha criticado la bajada de cotizaciones porque no creará empleo y unas deducciones del IRPF que no llegarán a los que más lo necesitan.

En la misma línea, el portavoz de Economía del grupo, Juan Moscoso, ha lamentado que el Gobierno cierre con el decreto una legislatura “perdida” y muestre tanto su desorientación económica como su “insensibilidad social”. A su parecer, el decreto recoge medidas “de todo tipo” y se tramita a través de “la típica burla al Parlamento” que supone el decreto ley.

Desde CiU, el portavoz económico, Josep Sánchez Llibre, también ha pedido al Gobierno que tramite el decreto como proyecto de ley porque la segunda oportunidad está bien planteada, pero llega de forma “rígida” y habría que flexibilizarla durante la tramitación. Sánchez Llibre ha considerado “positivas” la gran parte de las medidas del decreto, aunque muchas de ellas llegan “tarde”.

Por su parte, el portavoz adjunto de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) en el Congreso, Joan Coscubiela, ha denunciado el “ninguneo total” del Gobierno con el abuso del decreto ley. “Es una degradación del Congreso”, ha lamentado, tras asegurar que la formación no será “cómplice” de este abuso, aunque comparta algunos contenidos del texto como lo referente a las tasas judiciales o las peonadas agrarias. Aún así, ha criticado muchas de las iniciativas porque no se generará empleo ni se dará una segunda oportunidad a las personas, sino a la banca.

Desde UPyD, el portavoz económico, Álvaro Anchuelo, ha pedido al Ejecutivo que deje de legislar con “simulacros de debate” y obligando a los grupos a votar medidas tan dispersas. Además, ha dudado de la efectividad de las medidas del plano laboral y fiscal y ha criticado la búsqueda de titulares del Gobierno, mientras que el portavoz adjunto del grupo, Carlos Martínez Gorriarán, ha asegurado que la segunda oportunidad se ha planteado más bien para el Partido Popular y no para unos ciudadanos a los que el Gobierno “desprecia”.

Medidas electoralistas

Por su parte, el portavoz económico del PNV, Pedro Azpiazu, ha considerado “electoralistas” las medidas incluidas en el decreto y asegurado que deberían haberse aprobado años antes, cuando la crisis era más profunda, no había elecciones y los resultados de encuestas no eran tan negativos. Además, el PNV también espera que finalmente se tramite como proyecto de ley para mejorar el texto durante su tramitación.

Dentro del Grupo Mixto, el portavoz de Compromís, Joan Baldoví, ha lamentado que el Gobierno inicie el año 2015 usando el decreto ley y negando el consenso y el diálogo a los grupos. En este caso, además, trae un decreto “tutifruti” con medidas muy diversas con las que busca un titular por la proximidad de las elecciones y plantea más bien un nueva oportunidad para los bancos y no para las personas.

Desde el BNG, Olaia Fernández Dávila ha asegurado que las medidas “vienen tarde y son insuficientes” y, aunque valora positivamente algunas cosas como la eliminación de las tasas judiciales, ha criticado que el Gobierno haya incluido normas “de dudoso encaje” en un contexto urgente como el “caramelo” de las bonificaciones a la contratación.

Por su parte, Teresa Jordá (ERC) ha señalado que la segunda oportunidad que plantea el Gobierno va más bien dirigida a la banca, que ya no sabe qué hacer para poder cobrar, mientras que el portavoz económico de Amaiur, Rafael Larreina, ha afeado a Guindos que el Gobierno siga respondiendo a los intereses de los bancos y las grandes empresas en lugar de cubrir las necesidades de los ciudadanos.

Guindos pide el apoyo de los grupos

Por el contrario, el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha considerado “claves” las medidas que incluye el decreto para facilitar una recuperación “sólida, duradera” y con unos efectos que se trasladen a los ciudadanos. Así, ha pedido el apoyo para convalidar una norma que ha sido posible gracias al “cambio fundamental” de la economía española.

“Estamos ante una norma fundamental para impulsar aún más la recuperación”, ha dicho Guindos, tras asegurar que una norma de este tipo no sería posible si la economía no estuviera ahora mismo en el séptimo trimestre de crecimiento y en el sexto de creación de empleo. El decreto, según ha explicado, se une a una amplia lista de actuaciones llevadas a cabo por el Gobierno para evitar que se repitan los errores del pasado y que ayudará a seguir superando la crisis “más larga, profunda y dolorosa” de la historia reciente.

El texto recoge medidas muy diversas que van desde la bajada de cotizaciones para los contratos indefinidos hasta la puesta en marcha de un mecanismo de segunda oportunidad que incluye a los particulares, pasando por el fomento de la justicia gratuita, la ampliación de las últimas deducciones del IRPF o la extensión de algunas medidas tomadas anteriormente en el ámbito hipotecario.

El PP: mejorará la calidad de vida de los ciudadanos

Con este decreto, según Guindos, se refuerzan y amplían las medidas que se han puesto ya en marcha para promover el desapalancamiento de la economía y para facilitar acuerdos de refinanciación de deudas, y se pone en marcha un marco permanente de insolvencia personal que llega a la exoneración de la deuda y ofrece la posibilidad de encarrilar nuevamente una vida a pesar de haber fracasado económicamente. “No temer al fracaso económico es clave para la cultura empresarial”, ha dicho.

Por su parte, el portavoz de Economía del Grupo Popular en el Congreso, Vicente Martínez-Pujalte, ha recordado a los grupos que el decreto va a mejorar la calidad de vida los ciudadanos y demuestra que cuando se crece se pueden tomar medidas para mejorar la situación de los ciudadanos. Además, ha asegurado que el Grupo Popular también acepta que se apruebe como proyecto de ley para mejorar el texto.