Rajoy firma con los sindicatos y los empresarios la nueva ayuda a parados de larga duración

Firma del acuerdo. | Pool Moncloa

Firma del acuerdo. | Pool Moncloa

Mariano Rajoy ha firmado con los sindicatos y el empresariado el acuerdo sobre la nueva ley de ayuda a parados. El presidente del Gobierno ha destacado que, gracias al acuerdo suscrito este lunes, “aproximadamente 450.000 personas recibirán ayudas especiales para conseguir su integración en el mercado laboral“.

La ayuda consistirá en una prestación de 426 euros por mes durante seis meses. Quienes podrán optar a recibirla son los desempleados que lleven más de un año parados y que hayan agotado otras prestaciones. Además deben carecer de ingresos y tener cargas familiares. La ayuda supondrá una inversión de entre 1.000 y 1.200 millones de euros y beneficiará a entre 400.000 y 450.000 desempleados.

Rajoy ha subrayado que el Programa Extraordinario de activación para el empleo, cuyo desarrollo necesita “la indispensable colaboración de las comunidades autónomas”, cuenta, en los Presupuestos Generales del Estado para 2015, con un incremento del 16% en las políticas activas de empleo y con una ampliación del 25% de los recursos trasferidos a las autonomías. El objetivo del programa, ha explicado el presidente, es doble: por un lado, “ayudar a todas esas personas que se enfrentan a una situación muy delicada”; por otro, “contribuir a que estas políticas públicas tengan éxito y sean eficientes”.

Se trata de un acuerdo suscrito tanto por representantes sindicales como de las empresas. Participaron en la firma el presidente de Cepyme, Antonio Garamendi; el secretario general de UGT, Cándido Méndez; el presidente de la CEOE, Juan Rosell; y el secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo.

Rajoy ha agradecido públicamente “el compromiso responsable de los interlocutores sociales en las cuestiones que son fundamentales, tanto en la recuperación económica como la lucha por la generación de empleo”.

Según ha apuntado el jefe del Ejecutivo, aproximadamente 450.000 personas recibirán ayudas especiales para conseguir su “integración efectiva” en el mercado laboral porque estas no son unas ayudas que “solo sirvan para paliar unas situaciones personales en muchos casos de extrema dureza”.

Por otro lado, Rajoy ha comentado que “los españoles en estos últimos tiempos hemos declinado la palabra esfuerzo en todas sus variantes”. Ahora “cuando podemos empezar a usar la palabra esperanza con fundamentos tangibles, tenemos una obligación adicional: que podamos hablar de esperanza para todos”, incluyendo a aquellos que más dificultades están encontrando para lograr su integración social y laboral, ha dicho.